Las tallas infantiles, ese mundo paralelo (o para lelos)

Me gustaría fumar lo mismo que los que se encargan de poner la correspondencia entre el tamaño de la ropa y los meses de los niños. Y no por vicio, ¿eh?, sino para investigar en este desconocido mundo que así, visto desde fuera, parece no tener ningún sentido.

La semana pasada, la pediatra me dijo: “mamá, Candela está en el percentil 50 de peso y altura”. Yo debí poner cara de “Muy bien. ¿Y eso es bueno, malo o regular?” porque al momento suspiró como armándose de paciencia y continuó: “Eso quiere decir que Candela mide y pesa lo mismo que el 50% de las niñas de su misma raza y edad”. “Ah, pues muy bien. En la media, entonces” -pensé.

Eso de tener una hija ni grande, ni pequeña, ni alta, ni baja, me llevó a pensar que lo iba a tener chupao para comprarte ropa y también para que llevaras en su momento todo el montón de conjuntos heredados de tus primas (carnales y apegadas).

Así que cuando llegué a casa me dispuse a sacar de las cajas la ropa de primavera y verano y a guardar todo aquello que se te había ido quedando pequeño como por arte de magia. Ahora que sabía que estabas en la media, (en el medio está la virtud, que decía mi abuela) no tenía más que hacer caso al etiquetado de cada prenda, porque los señores que ponen las tallas poco menos que te podían haber cogido a ti como referencia.

Qué inocencia la mía.

Cuando empecé a sacar ropa, descubrí un vestido etiquetado como “talla 6 meses” que te puse ese mismo día, a tus dos meses y medio, para poder decir que te lo había puesto una vez antes de que se te quedara pequeño. Al mismo tiempo, sigues llevando conjuntos que te regalaron al nacer en los que pone “0-1 mes”, y el otro día te compré un vestido para este verano en el que pone “9-12 meses” porque es exactamente del mismo tamaño que otro que tienes en el que pone “3-6 meses” (que serán los que tendrás durante esta primavera-verano).

¿Pero cómo lo hacen? ¿Cómo ponen las tallas? ¿Al ‘pito pito gorgorito’??

Pero aún hay algo más desconcertante. El verdadero misterio insondable está en los leotardos. Tú tienes unos blancos que te compré al nacer (talla 0) que sigues llevando. “Normal -pensarás- porque los leotardos se estiran”. Cierto. Hasta aquí todo parece lógico. Pero también tienes unos leotardos rosas exactamente del mismo tamaño que los blancos en los que pone “3 meses” y a los que además acompaña en la etiqueta una aclaración: “60 centímetros” que se supone que es lo que mide una niña media, como por ejemplo tú, a esa edad. Cierto es que ambos pares de leotardos son del mismo tamaño y que una niña no mide lo mismo al nacer que a los tres meses, pero bueno, teniendo en cuenta de nuevo la cualidad elástica de la prenda y que la diferencia es de tan solo unos centímetros tampoco es cuestión de ponernos tiquismiquis.

Lo verdaderamente increíble es el tamaño del resto de tus leotardos. Todos ellos van etiquetados con la talla “0-6 meses”, algo ya de por sí curioso, (porque a nadie se le escapa que un bebé no mide lo mismo cuando nace que a los 6 meses), pero que podría tener cabida, atendiendo de nuevo a la elasticidad de la prenda, sino fuera porque el leotardo en la menor de sus medidas (es decir, sin estirar) mide más que tú de la cabeza a los pies. Vamos, que creo que estirándolos solo un poquito me los puedo llegar a poner yo.

Como todo el mundo me dice que tiendo a exagerar y sé que cualquiera que pueda estar leyendo esto no se va a hacer a la idea de la gravedad del problema, voy a dejar prueba documental de lo que estoy diciendo, para que a nadie le quede la duda de que lo que se fuma esta gente es algo bueno, muy bueno.

Aquí se pueden ver los leotardos blancos talla o (si acercas la foto verás que lo pone en la etiqueta), los leotardos rosas talla 3 meses 60 centímetros, y los leotardos grises con estrellas talla 0-6 meses.

 

 

 

 

 

 

 

 

En esta segunda foto se puede comprobar mirando la etiqueta que los leotardos grises son, efectivamente, talla 0-6 meses.

 

 

 

 

 

 

 

Y aquí está la evidencia de que a una niña media de percentil 50 de dos meses y medio como tú, tal vez podrá valerle un leotardo talla o, y también uno talla 3 meses, pero nunca se podrá poner uno talla 0-6 meses (al menos antes de su primera comunión).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Temas

  • Archivos

A %d blogueros les gusta esto: