Navidad

Entre las personas adultas, o al menos entre las personas adultas sin hijos pequeños a los que poderles tomar el pelo a gusto con Papa Noel y los Reyes Magos, es poco popular decir que te gusta la Navidad. Conforme vamos haciéndonos mayores, las ausencias se apoderan de estas fechas, y nos centramos más en recordar a los que no están que en disfrutar de la presencia de los que sí tenemos a nuestro lado.

Lo cierto es que la Nochebuena siempre fue mi noche favorita del año. De niña, la tarde de Nochebuena era sinónimo de visita a casa de mi abuela. Allí, padres, hermanos, tíos y primos nos metíamos todos juntos en un salón demasiado pequeño para 18 personas. Todos los primos esperábamos pacientes la llegada de Papa Noel sumergidos en una burbuja de humo. Sí, de humo. El de los cigarros continuos de nuestros padres y madres en un tiempo en el que todavía nadie se planteaba la figura del fumador pasivo. En fin, a pesar de eso tampoco hemos salido tan mal…

A lo que iba. Al principio éramos solo tres primos. Luego, la familia fue aumentando y todos seguimos recogiendo durante muchos años los regalos de las manos de Papa Noel haciendo todo el paripé que fuera necesario para no truncar la ilusión de nuestros primos más pequeños. Imagino que no habrá mucha gente que pueda decir que Papa Noel le dio sus regalos de Navidad en persona hasta casi los 20 años. Pues yo sí. Y a los que estéis pensando en preguntar el por qué Papa Noel y no los Reyes Magos, os diré que solo tengo un tío capaz de enfundarse un disfraz así y de poner un acento bielorruso que impida que le reconozcan hasta sus propios hijos.

El caso es que esas tardes de Nochebuena en casa de mi abuela eran el preludio de una noche que, objetivamente, tenía poco de especial, pero que yo vivía con una ilusión desmedida. La llegada a casa, ya solo con mis padres y hermanos, estaba llena de lectura de instrucciones y montaje de juguetes primero y de probatinas de ropa, maquillaje o aparatos electrónicos unos años después. Pronto llegaba la cena. Durante mucho, mucho tiempo siempre fue la misma: zarzuela, hecha por mi madre con una receta de mi yaya que para mí hacía que siguiera estando un poco presente muchos años después de haberse ido. Era una receta que mi madre solo se prestaba a hacer esa noche, y eso convertía la Nochebuena en un poco más buena todavía.

Después, las circunstancias fueron cambiando muchas cosas en mi vida. Las tardes en casa de mi abuela se acabaron cuando ella faltó; los regalos para todos se convirtieron en un sorteo de amigo invisible que comenzó a incluir a nuevos componentes de la familia; y mi madre cambió la zarzuela por otra receta que nos gustara más a todos.

Sin embargo, a pesar de todos los cambios, las cenas de Nochebuena continuaron siendo estrictamente cosa de padres y hermanos; y se convirtieron en la única noche del año en la que era posible cenar los cinco juntos.

La Nochebuena de hace casi un año, mi hermano nos hizo un regalo a todos en forma de noticia bomba. Este año, la noticia bomba tiene casi cuatro meses y unos mofletes preciosos. Y, por primera vez desde siempre, la Nochebuena cambiará otro poco más. No será posible cenar todos juntos porque el reparto con nuestras nuevas familias ha empezado a imponerse. Habrá que esperar unas horas más. No pasa nada. Estoy dispuesta a hacer del día de Navidad mi nuevo mejor día del año durante el tiempo que haga falta.

Porque, a pesar de la añoranza que siempre les tendré a aquellas Nochebuenas con Papa Noel, a pesar de los cambios, a pesar de los años, a pesar de las ausencias, a pesar de lo poco popular que es decirlo y a pesar de lo poco le pega a mi carácter, incomprensiblemente, me gusta la Navidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Temas

  • Archivos

A %d blogueros les gusta esto: