San Preciso se murió

Dice un dicho popular que ‘San Preciso se murió’ y debe ser cierto que ya no habita entre nosotros porque estas prisas rutinarias en las que vivimos en las que lo urgente es lo primero hacen que nadie sea imprescindible. Y es que en estos trabajos de hoy en día en los que te toca hacer casi de todo lo único importante es que seas capaz de resolver la papeleta en tiempo récord. Se trate de lo que se trate. Y todo esto viene porque ayer me tocó sustituir a una compañera que estaba de baja. Ella es documentalista y el evento a organizar tocaba de lleno ahí. La había acompañado a eventos similares, pero esta vez tuve la sensación de que el control del acto que ella siempre tiene no estaba en ningún sitio, porque desde luego yo no lo tenía.

Sin embargo, lo único que importa a fin de cuentas es que seas capaz de no demostrarle a la gente lo perdido que estás, que parezca que tienes el control, aunque no sea así. Que montes, desmontes, hables de algo que no conoces en profundidad y que lo hagas todo sin que se note que no tienes ni puta idea.

Que no os engañen con la especialización, la multitarea es el futuro!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Temas

  • Archivos

A %d blogueros les gusta esto: