Mala leche

Hay días en los que me invade un profunda mala leche que me cuesta mucho controlar. ‘Eso le pasa a todo el mundo’, -me diréis-. Sí, ya sé que todo el mundo tiene su mala leche (algunos más escondida y otros menos). Ya lo sé. Pero yo me estoy refiriendo a una mala leche que me invade sin motivo de vez en cuando. Me pongo irascible y todo me sirve para cabrearme un poco más. Y si me pongo a analizar el por qué estoy así lo cierto es que no lo sé y eso es precisamente lo que más me cabrea. Porque estar de mala leche por algo concreto es una cosa que nos pasa a todos, pero sin saber por qué..!!

Y claro, como os podéis imaginar hoy es uno de esos días. Y te lo escribo para no gritarle a nadie, que no será por falta de ganas!!! Pero no estoy así por nada, no me ha pasado nada y no tengo ninguna razón para estar enfadada con el mundo, pero de verdad te digo que sólo hay una cosa que puede hacer que me cabree más y es que me pregunten ‘qué te pasa???’ Y yo que sé que me pasa!!! Si lo supiera… En fin. Viva la revolución hormonal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Temas

  • Archivos

A %d blogueros les gusta esto: